19 nov. 2015

Locura y amor

            Siente un gran vacío en su interior y lo único que logra ver frente a ella es oscuridad. Sabe que con cada paso que dé hacia delante se está alejando un poco más de lo único que le ha hecho feliz, pero a la vez tan desdichada en la vida. Poco a poco se va creando un mayor y gélido espacio entre ambos. Antes era inimaginable que entre sus cuerpos quedase ni el hueco más pequeño, sin embargo, ahora podrían situar el Himalaya entre ellos y aún quedaría espacio separándoles.

           Hace demasiado tiempo que se odian o ¿es que se quieren con demasiada intensidad? Con ese tipo de locura que te hace recelar hasta de tus propias manos cuando recorren el cuerpo desnudo de tu amante. Quizá sea eso, que se han amado de una forma tan sobrehumana que les ha terminado llevando a la demencia. La misma que ahora invade sus cuerpos y les hace echarse en cara todo lo malo que ha ocurrido entre ellos, que no es poco. Se aman intensamente pero también comprenden que ha llegado el momento de partir hacia otro lugar y darles la oportunidad a otras personas. Aunque les rompa el corazón saben que es necesario hacerlo, porque llevan tanto tiempo alejados el uno de otro que ya no sabrían encajar de nuevo.

          Con la respiración aun agitada tras su última demostración de amor, Olivia se acerca a la mejilla de Aarón para besarla con gran tristeza, dejando que sus labios enjuguen las lágrimas que las bañan y se deleiten con el salado sabor con el que los pintan. Después de vestirse de forma apresurada le entrega un sobre, su sentencia de muerte. 

           Olivia se aleja a paso apresurado para no dilatar más el momento y no terminar arrepintiéndose de la decisión que ha tomado. Aarón se queda solo, desecho, sentando en el suelo llorando y desaliñado tras la puerta por la que ha desaparecido el amor de su vida. Escucha como suena la maleta de Olivia al ser arrastrada hacia el ascensor y las puertas que se cierran, ya no podrá hacer nada para recuperarla, ya no hay vuelta atrás. Es entonces, cuando decide  abrir el sobre.

Aarón,

Solo quiero que sepas que hacer esto me parte el alma en los suficientes pedazos como para que nunca pueda llegar a recomponerse. Has sido y serás el amor de mi vida. Pero como bien sabes, nos estábamos haciendo demasiado daño. Intenta encontrar a la persona adecuada con la que ser feliz. Busca lo que te mereces que terminarás encontrándolo.  

Yo sé que no lo conseguiré porque acabo de entregar esta carta a la única que me ha hecho sonreír de verdad y la única con la que he podido ser yo misma. Sé que nunca podré albergar otro amor como este, porque duele demasiado.

Siempre te querré, 
Olivia

        Cada una de esas palabras se clava un poco más en el fondo de su corazón, con la certeza de que también ha dejado escapar a la única persona que le ha hecho reír de verdad. Una vez más, ve las consecuencias que le trae esa locura con la que ama.


5 comentarios:

  1. ¡Hija de mi vida, qué cosas más bonitas escribes, Gema de mi alma! Me ha encantado pero, como siempre me dejas con ganas de más.
    Esperando el próximo post. 😘😘

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De momento no tiene continuación, pero nunca se sabe

      Eliminar
  2. Ufff...OMG!! Dios mío Dios mío....
    Más mas más!!!

    ResponderEliminar

¡Esperamos encantadas vuestros comentarios siempre que sean hechos desde el respeto y la educación! ¡Gracias soñadores!